El Real Decreto Ley 18/2020, de 12 de mayo, ha introducido novedades relacionadas con los ERTE por fuerza mayor, su vigencia y la posibilidad de aplicar ERTE por fuerza mayor parcial. María Barturen, Socia de Bufete Barrilero y Asociados, despeja algunas dudas que genera esta nueva norma, además de analizar otras novedades que introduce sobre los ERTE por causas objetivas y medidas relativas a los despidos por causas objetivas y la interrupción de contratos temporales.

 


 

¿Qué cambios se han producido en relación a los ERTEs?

El 12 de mayo de 2020 se ha publicado el Real Decreto Ley 18/2020, que aporta novedades a la actual situación de los ERTEs tramitados durante la situación del COVID-19 y su vigencia en el tiempo.

En primer lugar, permite que los expedientes por fuerza mayor se mantengan hasta el 30 de junio. Asimismo, abre la posibilidad a los expedientes de fuerza mayor parcial que concurran cuando los empresarios vean menos afectada o reducida la aplicación de las limitaciones vinculadas a la actual situación, con la reincorporación progresiva de los trabajadores a la actividad.


En estos casos, la exención de las cotizaciones es diferente para los que se incorporan, y para los que no se incorporan, y varia también según el número de trabajadores que tenga la compañía.


La aplicación no es del todo clara para aquellas empresas que, si bien no ven limitada su actividad al 100% por causas objetivas, no pueden incorporar a la plantilla.


De éstas, surgen dos interpretaciones:

  • La primera, que se pueda mantener el expediente como si fuera un total.
  • La segunda, la más ajustada, será estudiar la necesidad de tramitar de manera simultánea un expediente por causas objetivas que conviviría con el de fuerza mayor.

Asimismo, se deberá poner atención a las interpretaciones que de norma se realicen próximamente.

 

Expedientes por causas objetivas y por fuerza mayor

En cuanto a los expedientes por causas objetivas, se admite la tramitación vinculada a esta normativa mucho más flexible hasta el 30 de junio; se pueden tramitar mientras se está  tramitando su expediente por fuerza mayor e incluso aplicar con efectos retroactivos. Copia de de foto petita WK (3)

Esto es muy interesante para aquellas empresas que están viendo que dada la situación actual van a tener que ir más allá del 30 de junio, fecha tope para los de fuerza mayor a día de hoy, y que ven la necesidad de tramitar de manera ágil el ERTE.

ERTEs: Situación de desempleo y prestaciones

Para uno y otro, hasta el 30 de junio, se mantienen los beneficios en cuanto a la prestación por desempleo. Todas estas medidas, en todo caso, las irá valorando el Gobierno, y los distintos agentes sociales, y se pueden ir prorrogando.

Se clarifica el compromiso de mantenimiento del empleo, que regulaba el Real Decreto 8/2020, se establece que sólo es para los de fuerza mayor y se obligará a la devolución de las cuotas, con la duda de si afectará al trabajador despedido o a todos.

 


icono-5 Especial Coronavirus: todas las novedades fiscales y laborales


 

La interpretación mayoritaria es que sería sobre todos los trabajadores afectados, aunque habrá que disponer de información sobre las interpretaciones que se hagan de la misma, y no se establecen sanciones ni devoluciones de las prestaciones de desempleo.

También se limita la aplicación de los ERTES de fuerza mayor a aquellas empresas que tengan domicilio en paraísos fiscales y aquellos que pretendan hacer el reparto de dividendos y tengan más de 50 trabajadores, también deberán en su momento devolver las exenciones aplicadas en los ERTEs de fuerza mayor.

Hay dos cuestiones relevantes: mantenimiento de la prohibición de hacer despidos por causas objetivas vinculadas al COVID hasta el 30 de junio y, por último, también se mantiene hasta el 30 de junio la interrupción vinculada a los contratos temporales regulada en el artículo 5 de este Real Decreto.

Este ultimo punto, que ha pasado desapercibido, obligará a las empresas a hacer un análisis detallado de los contratos temporales; una mala finalización de un contrato temporal puede llevar en los expedientes de fuerza mayor a un incumplimiento del compromiso de mantenimiento.

 

coronavirus-ebook-portada-pagina

 

Ebook gratuito: 100 preguntas sobre los ERTEs, bajas, ITs y el impacto laboral del COVID-19

 

 

Compartir en redes sociales Facebook Twitter Linkedin
Comentarios